Mario 57.2%, Porfirio 42.8%.

 

Ayer me llamó un compañero de la clase política, número desconocido y no se presentó, pero sí me amenazó con denunciarme ante el INE, por anunciar que se rompió el empate técnico entre Mario Delgado y Porfirio Muñoz Ledo, en favor del primero.

 

Hoy la ventaja de Mario se ve más difícil de remontar, y supongo que mi amigo desconocido se molestará aún más. Sobre esto les comento lo siguiente:

 

  1. No sé si estoy cometiendo alguna ilegalidad al informarles cómo va esta elección, que para mí es muy importante.

 

  1. En caso de ser así, creo que vale la pena correr el riesgo.

 

  1. Mi amigo desconocido debe estar tranquilo. Lo que yo escribo o comento nunca encuentra eco en los medios de comunicación, y aunque algunos comunicadores profesionales me acusan de darle línea a prominentes medios, nunca verán mi nombre como referencia en ellos. Desde hace años han decidido que no existo. Soy una especie de fantasma.

 

  1. Los monitoreos sobre conocencia, calificación y apoyo, para ambos aspirantes, lucen estabilidad. Esto quiere decir que nada, y menos las publicaciones de este fantasmita público, han alterado este proceso.

 

  1. Lo que todo indica que sí ha alterado algunas cosas, es la paliza doblada (porque fue en dos estados Taibo), de las elecciones del pasado domingo. Los monitoreos indican que creció el rechazo para ambos contendientes, y que se desgastó la popularidad de AMLO, entre los militantes y simpatizantes de Morena. Algo realmente grave.

 

¡Así las cosas compañeros!

 

¡Hasta mañana!